Covid-19: Bolivia cumple este jueves dos años desde que registró el primer caso y tuvo que resignarse a la ‘nueva normalidad’ - Periódico El Gran Chaco - Noticias de Yacuiba, Gran Chaco, Tarija, Bolivia y el Mundo.

728x90 AdSpace

Recientes

Covid-19: Bolivia cumple este jueves dos años desde que registró el primer caso y tuvo que resignarse a la ‘nueva normalidad’

Este 10 de marzo se cumplen dos años desde que el virus arribó a Bolivia, dando un giro de 180 grados a la cotidianidad. La cuarentena, el teletrabajo, y la pérdida de seres queridos son algunos de los hechos que marcaron la vida de los bolivianos en este tiempo

Ya transcurrieron dos años desde que los bolivianos recibieron la noticia más temida de ese momento: dos pacientes sospechosas dieron positivo a Covid-19. Desde ese día, nada fue igual. El miedo a una enfermedad que parecía tan lejana empezó a invadir los hogares de los bolivianos, pero también salió a flote el egoísmo y otras emociones.

El rechazo a las primeras pacientes infectadas fue uno de los ejemplos de las situaciones que muchos quisieran olvidar, sobre todo las afectadas directas. El 22 de marzo, la presidenta del Estado de aquel entonces, Jeanine Áñez, anunció una cuarentena estricta y la vida de los bolivianos dio un giro de 180 grados.

Tras el anuncio, los supermercados explotaban de personas que buscaban llevarse la mayor cantidad de productos. Barbijos, alcohol en gel y papel higiénico eran los insumos que se agotaban más rápido.

Las clases virtuales y el teletrabajo se convirtieron en la ‘nueva normalidad’. Las salas de las casas fueron usadas como oficina y la plataforma ‘Zoom’ fue el principal aliado para la comunicación, no solo entre colegas, sino también entre familias.


Hasta el 31 de marzo, a solo tres semanas del anuncio de los primeros casos, Bolivia ya registraba 115 casos positivos, siete decesos y ningún recuperado. Es decir que el primer mes que el país luchaba contra el virus, languidecía con una tasa de letalidad del 6,08%.

La cuarentena estricta develó una cruda realidad en la sociedad boliviana, la “informalidad”, que obligó a miles de ciudadanos a confinarse en sus casas sin tener el dinero para sobrevivir, ya que viven del día a día. Para enfrentar este problema se viabilizaron bonos por parte del Gobierno nacional, entre los más recordados están el bono familiar y el universal.


Las extremas deficiencias en el sistema de salud también fueron puestas en evidencia por la pandemia. Las personas no encontraban espacios en los hospitales y mendigaban para que sus seres queridos sean trasladados a las terapias intensivas y sean conectados a un respirador artificial.

En mayo de 2020, el Gobierno anunció la compra de 170 respiradores a la compañía española GPA Innova, con intermediarios en la transacción. Sin embargo, lo que se esperaba que sea una solución para el sistema sanitario, terminó siendo uno de los actos de corrupción más escandalosos de la época. Además de que ni siquiera eran los adecuados para las necesidades de los pacientes.


Al drama de la saturación del sistema de salud, se sumaron las ‘curas milagrosas’ que eran difundidas a través de las redes sociales que intoxicaron a varios pacientes y congestionó aún más los centros de salud.

Líderes y representantes de salud que lucharon en primera línea contra la pandemia en el departamento y en el país fallecieron a causa del virus. Óscar Urenda, secretario de Salud de la Gobernación fue uno de ellos, quien perdió la batalla después de infectarse por segunda vez.

“Lo único que les pido es que, si hay alguna reunión para flexibilizar la cuarentena, no me inviten porque no lo voy a permitir", fue una de las frases más icónicas durante su incansable batalla contra el coronavirus.

La vacuna recién llegó a Bolivia en marzo de 2021, meses después de que ya se estaba aplicando en otros países y se usó únicamente para el personal médico. Tampoco había alternativas para elegir la dosis, puesto que las únicas disponibles eran la Sputnik-V y Sinopharm. 

En abril de 2021 se procedió a aplicar las dosis a personas mayores de 60 años, junto al resto de pacientes con enfermedades de base. Al día de hoy, niños desde los 5 años pueden acceder a la vacunación y se aplicaron más de 12 millones de dosis de las vacunas Pfizer, Astrazeneca, Sputnik, Sinopharm, Jhonson & Jhonson y Moderna.


No todo fue malo

A pesar de las dificultades, la pandemia dejó ver la solidaridad de los bolivianos y el corazón de oro que tienen algunas personas que iniciaron campañas para ayudar a los más necesitados tanto en alimentación como en la salud.

Campañas para recolectas alimentos, medicinas o conseguir plasma hiperinmune eran las mas comunes. Sin embargo, también se crearon redes de apoyo y contención para víctimas de la violencia machista, es decir, mujeres que fueron obligadas a convivir el día entero con su agresor encerradas por la cuarentena estricta.

El dolor también ayudó a las personas a ser más tolerantes, a disfrutar más a sus seres queridos y de los pequeños placeres de la vida, los cuales fueron restringidos durante los primeros meses. Compartir un café con un amigo, abrazar a un familiar e incluso salir a pasear al perro, eran consideradas acciones impensables en ese tiempo.


Retomando viejas costumbres

Hasta la fecha ya se atravesaron cuatro olas de la pandemia, más de 21.000 personas en el país perdieron la vida a causa del virus y alrededor de 800.000 lograron vencer la enfermedad. El departamento más golpeado fue Santa Cruz, que en enero de este año logró superar su récord de contagios de manera continua durante varios días.

A pesar de ser el epicentro de la enfermedad, en los últimos meses registró la tasa de letalidad más baja de toda la pandemia, lo que permitió que se realicen eventos como la Fexpocruz o el Carnaval cruceño y se plantee el regreso a las clases presenciales, una muestra de que poco a poco se están retomando actividades de la vida cotidiana antes de ese anuncio del 10 de marzo de 2020 que trajo consigo la ‘nueva normalidad’, que llegó para quedarse.


Covid-19: Bolivia cumple este jueves dos años desde que registró el primer caso y tuvo que resignarse a la ‘nueva normalidad’ Reviewed by Jorge Molina on 12:55:00 a. m. Rating: 5 Este 10 de marzo se cumplen dos años desde que el virus arribó a Bolivia, dando un giro de 180 grados a la cotidianidad. La cuarentena, el t...

No hay comentarios.: