Buenos hábitos alimenticios fortalecen la salud y formación integral de los niños - Periódico El Gran Chaco - Noticias de Yacuiba, Gran Chaco, Tarija, Bolivia y el Mundo.

728x90 AdSpace

Recientes

Buenos hábitos alimenticios fortalecen la salud y formación integral de los niños

 


Lic. Carlos Edgardo Rodríguez Galean

Lic. Erika Natalia Vedia Blanco

La alimentación es la base para el desarrollo integral de todos los seres vivos, nos proporciona diferentes minerales, vitaminas, etc. los cuales son vitales para el funcionamiento de nuestro organismo, nos permiten estar activos, motivados y con las energías necesarias para desarrollar diferentes actividades en nuestra vida diaria, asimismo hacen que podamos vivir saludables, en armonía y libres de enfermedades.

La alimentación integral es fundamental en nuestros niños, para un desarrollo saludable que permita tener las condiciones óptimas en las actividades cognitivas, físicas, artísticas, etc. para esto hace falta que nuestros niños/as tomen conciencia de la importancia de consumir alimentos saludables como verduras, frutas y otros que tengan las proteínas que su cuerpo necesita. La práctica educativa comunitaria ha demostrado que muchos estudiantes no tienen buenos hábitos alimenticios, por tanto en el presente escrito se pretende concienciar, a la comunidad a que puedan adquirir buenos hábitos alimenticios siendo los más pequeños beneficiados en gran magnitud.

En la actualidad algunas familias tienen  malos hábitos alimenticios, los cuales no son favorables para los niños, ellos están en una etapa de crecimiento, desarrollo físico y cognitivo, donde es necesario ingerir una variedad de alimentos nutritivos que necesitan para mantenerse sanos, sentirse bien y tener la energía suficiente, para realizar las diferentes actividades, una mala alimentación puede generar una diversidad de enfermedades que no permitirá un desarrollo pleno de sus capacidades, habilidades y potencialidades.

Los padres de familia cumplen un rol importante en la buena alimentación de los niños y niñas, por tanto ellos son los que deben inculcar desde casa al consumo de alimentos saludables como frutas, verduras frescas y de colores variados, que contengan minerales, vitaminas, proteínas, carbohidratos, grasas, agua, obviamente de manera equilibrada, no se trata de hacer dietas estrictas con nuestros niños y niñas, se trata de que crezcan sanos, fuertes y que estén aptos para que desarrollen diferentes actividades.

Muchas madres y padres de familia parecen no darse cuenta de la gran responsabilidad que tienen para con sus hijos dentro de lo que es la alimentación, porque se observa que en varias Unidades Educativas hay diferentes ventas de productos alimenticios nada saludables en su mayoría, existe un alto consumo de alimentos llamados “chatarra” por parte de los estudiantes, porque vienen a la Unidad Educativa sin tomar desayuno o sin almorzar, por tanto los padres no se cercioran de qué alimentos consumen sus hijos durante su ausencia; en momentos que los dejan solos en casa, cuando están en la escuela, etc.

Durante nuestra experiencia vivida en la práctica educativa comunitaria (PEC) pudimos evidenciar que algunos niños y niñas no tienen buenos hábitos en el consumo de alimentos nutritivos para su salud y están consumiendo alimentos que no benefician y no aportan en su desarrollo integral, debido a diferentes causas como la falta de tiempo por parte de padres de familia los cuales no apoyan a sus hijos e hijas en desarrollar buenos hábitos de alimentación y permiten que los niños y niñas consuman fuera del hogar o lleguen a clases sin consumir ningún tipo de bocado. Lo más factible para estos padres de familia es dar dinero a sus hijos/as para que puedan comprar alimentos de la calle, poniendo en riesgo su salud y sin tomar conciencia de los problemas y enfermedades que le puede ocasionar el consumo de estos alimentos chatarras, lo cual lastimosamente es tan fácil encontrar en nuestro contexto y en muchos otros y no son nada saludables, para una buena nutrición en el desarrollo integral del niño/a porque muchos de estos alimentos no son supervisados en su higiene.

LA IMPORTANCIA DE LOS BUENOS HABITOS ALIMENTICIOS EN LA FORMACIÓN INTEGRAL DE LOS NIÑOS

La mala alimentación se constituye en un elemento determinante en el desarrollo de las habilidades, capacidades y potencialidades de los niños y niñas. Es por esto que nosotros debemos implementar diferentes actividades y estrategias innovadoras que aporten y garanticen la práctica de la buena alimentación en el niño y niña como: charlas de concientización a padres de familia y estudiantes, implementación de un kiosco saludable, ferias nutricionales, huertos escolares para que de alguna manera permitan tomar conciencia en toda la comunidad educativa, asimismo pedir a las autoridades municipales, regionales, departamentales y nacionales que generan políticas que garanticen una buena alimentación en la población general y en particular en los estudiantes quienes están en una etapa de desarrollo donde es fundamental una alimentación saludable y nutritiva.

Los padres de familia son los primeros responsables de generar hábitos alimenticios saludables que permitan a sus hijos un desarrollo pleno de sus habilidades, capacidades y potencialidades tanto dentro del ámbito educativo, como dentro de sus hogares y comunidad, para que no sufran las consecuencias de lo que conlleva tener malos hábitos alimenticios.

Asimismo los padres de familia deben tomar conciencia sobre esta gran problemática que un niño o niña con una mala alimentación le dificulta en el desarrollo físico y cognitivo y de esta manera no pueda desarrollar sus habilidades, capacidades y potencialidades al máximo, la mala alimentación provoca que el niña/o se vea perjudicado y muchas veces no tienen la energía necesaria para realizar sus actividades, es por esto que se debe trabajar de una manera comunitaria, concientizando a los padres de familia, niños, niñas para el consumo de alimentos apropiados para su salud.

Por tanto los buenos hábitos alimenticios son imprescindibles desde la infancia y por eso es importante que los padres den el ejemplo para educar al niño y niña en su alimentación, porque si ellos observan a sus padres, ellos lo practicarán y aprenderán con más facilidad, la decisión siempre recaerá en los adultos, es importante generar espacios de concientización no solo prohibir sin fundamentar, se debe trabajar de manera sistemática en este tema, será importante ayudarles a tomar las mejores decisiones posibles y enseñarles desde temprana edad que los excesos son muy perjudiciales para nuestra salud, en definitiva una alimentación sana y equilibrada, es cuestión de enseñar desde el hogar y esto favorecerá a un buen desempeño y rendimiento integral en la escuela y por ende un buen estado anímico en niños y niñas que en el futuro beneficien a nuestra sociedad.

 

Buenos hábitos alimenticios fortalecen la salud y formación integral de los niños Reviewed by Jorge Molina on 5/03/2021 Rating: 5   Lic. Carlos Edgardo Rodríguez Galean Lic. Erika Natalia Vedia Blanco La alimentación es la base para el desarrollo integral de todos l...

No hay comentarios.: